Pasar al contenido principal
Redacción Digital

Laboratorios avanzan en la vacuna; Gobiernos cierran acuerdos

Varios proyectos están en carrera por sacar la vacuna contra la Covid-19 y, a medida que pasan las semanas, los anuncios se van emitiendo de acuerdo a los avances. 

Ayer se conoció que Rusia prevé obtener la aprobación regulatoria en los primeros días de agosto y que será administrada al personal de salud . 

Desde que el coronavirus comenzó a expandirse en el mundo, varios laboratorios comenzaron una larga carrera en busca de la vacuna que ayude a disminuir los contagios y que permita regularizar las actividades que se han visto mermadas por las restricciones que impusieron los países. 

En Rusia, se exponen dos investigaciones que son prometedoras y que permitirían que la producción industrial inicie en septiembre y octubre. 

La primera está siendo desarrollada por el Ministerio de Defensa y el Centro de Investigaciones en Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleia, mientras que la segunda vacuna está siendo desarrollada por el Centro de Investigación Véktor, en Siberia, y está en fase de ensayos clínicos que deberían terminar en septiembre, con la certificación ese mismo mes. 

Mientras las esperanzas están centradas en las vacunas que se prueban en varios países, muchos otros ya comienzan a firmar contratos con los laboratorios para adquirirlas. 

El Reino Unido firmó un nuevo contrato, esta vez con GlaxoSmithKline y Sanofi Pasteur, para adquirir 60 millones de dosis. 

El Gobierno británico sumó este acuerdo a tres contratos anteriores. En marzo firmó co la Universidad de Oxford para adquirir 100 millones de dosis, luego acordó con BioNTech y Pfizer para 30 millones de dosis y finalmente con Valneva por otras 60 millones de vacunas. 

Otro de los factores que aún se desconoce sobre las vacunas contra la Covid-19 es el precio que tendrá cada unidad. 

Ayer también se conoció que el laboratorio Moderna tiene previsto un precio entre 50 y 60 dólares por tratamiento (25 a 30 dólares por dosis), cifra que es mayor a la de otros fabricantes. Asimismo, se aclaró que el precio se aplicaría a Estados Unidos y otros países de altos ingresos. 

La alemana BioNTech acordó que el precio del tratamiento será de 39 dólares, 19, 50 dólares por dosis. 

El Gobierno de Brasil también anunció ayer que ya encargó 100 millones de dosis de la vacuna que produce la Universidad de Oxford y que está siendo probada en ese país. 

Si bien los resultados que se obtienen son alentadores, se estima que es poco probable que la vacuna se pueda distribuir de manera masiva. 

La ministra de investigación alemana, Anja Karliczek, señaló ayer que se debe asumir que las vacunas sólo estarán disponibles a mitad del próximo año.

Los esfuerzos de laboratorios e investigadores continúan, los resultados son alentadores y la vacuna parece estar cada vez más cerca. 

En Portada