Pasar al contenido principal
Leyes libre por legitimación  de ganancias
Los Tiempos

Leyes libre por legitimación de ganancias

La Fiscalía emitió una resolución de sobreseimiento a favor del alcalde suspendido de Cochabamba, José María Leyes, una de sus hermanas y exfuncionarios de la Alcaldía, acusados por el delito de legitimación de ganancias ilícitas.

La resolución fue emitida, pese a un informe de la Unidad de Investigaciones Financieras (UIF) que encontró indicios de legitimación de ganancias ilícitas en diferentes situaciones.

En el documento de la Fiscalía al que accedió Los Tiempos se evidencian una serie de transacciones bancarias que "no estaría debidamente justificadas, toda vez que se presentan importes y frecuencias inusuales no acordes a los perfiles de" la autoridad edil y su hermana.

 

UIF

Según la UIF, en tan solo dos meses un familiar político de Leyes compró dos motorizados por un valor superior a 370 mil bolivianos.

Además de Leyes, se investigó a 12 personas, siete familiares, por la presunta legitimación de ganancias ilícitas.

Uno de los procesados fue vinculado a la hermana de Leyes por la compra de dos motorizados en tan solo dos meses. El primero, una motocicleta Ducati modelo 2017 en 121.800 bolivianos. El segundo, es una vagoneta Ford Explorer modelo 2015, adquirida a través de un amigo cercano de Leyes, por 250.000 bolivianos.

El documento concluye que: “la compra de estos vehículos, en un periodo de dos meses, no coincide con el perfil económico”. Se estimó que esta persona percibe al mes 4.883 bolivianos.  A partir de este informe se procedió con la investigación de legitimación de ganancias ilícitas.

El primer informe de la UIF salió en agosto de 2018 y fue a raíz del proceso por la compra irregular de mochilas que aún se ventila en estrados judicilaes. Entonces, se descubrió que el empresario adjudicado y actual acusado en el caso Mochilas I depositó 7 millones de bolivianos a la cuenta de un supuesto financista.

En el segundo informe de mayo se identificó que días después de este depósito, el presunto financista entregó a la cuenta de una familiar de Leyes 71.100 dólares. El dinero se declaró como “venta de mochilas al por mayor”, indica el documento.

En Portada