Pasar al contenido principal
Fe y entusiasmo se imponen en la Entrada Folklórica
Claudia Gonzales

Fe y entusiasmo se imponen en la Entrada Folklórica

El público se impuso ayer en la Entrada Folklórica de la Virgen de Urkupiña y prácticamente obligó a los danzarines a suspender su protesta planeada, de castigar a las autoridades y no bailar a su paso por los dos palcos oficiales, debido a la negativa de declarar feriado departamental el 14 de agosto. 

La fraternidad Morenada Intocables, compuesta por unos 500 bailarines, la mayoría residentes paceños en la Llajta, muchos cochabambinos y otros que llegaron de La Paz, Santa Cruz, Potosí y Sucre, fue la única que cumplió la determinación de la Asociación de Fraternidades Folklóricas Virgen de Urkupiña (Affvu) e hizo su paso por ambos palcos oficiales sin bailar y con la banda en silencio.

“Nosotros como somos el número 001 hemos cumplido con esa disposición y hemos pasado así, pese a que ha habido gente que ha comprado su sitio al frente de los palcos y nos han silbado, nos han rechiflado, pero teníamos que cumplir lo que emana de la autoridad principal”, dijo Milton Fernández, de la Morenada Intocables.

El recorrido ha sido más largo este año para los bailarines devotos por el desvío que se hizo de la ruta, por la construcción del Tren Metropolitano. 

El calor, que ayer alcanzó los 26.1 grados centígrados, también demandó mayor trabajo de los danzarines que bailaron a pleno sol entre las diez de la mañana (cuando partió la primera fraternidad) y las cuatro de la tarde, cuando el sol empezó a bajar.

“El piso en muchos lugares está malísimo, lleno de baches, las calles un desastre ¿Cómo no han arreglado eso? La única ruta buena ha sido la avenida Ballivián. Pero es lindo siempre bailar por la Virgen y ya hemos llegado acá”, señaló Marcela Coca, también parte de la Morenada Intocables, a su ingreso al templo de San Ildefonso para recibir la bendición acostumbrada.

 

PROCESIÓN

La Entrada Folklórica 2019 comenzó a las nueve de la mañana con una procesión con la imagen de la Virgen de Urkupiña que partió del Santuario, acompañada de autoridades religiosas, el alcalde suplente Willy López, el presidente del Comité Cívico, Juan Carlos Irahola; el presidente de la Affvu, René Valdéz; y devotos, muchos de ellos provenientes del interior y de países como Argentina y Chile, en su mayoría.

Luego, a las diez de la mañana, las 79 fraternidades participantes y sus más de 40.000 bailarines comenzaron su recorrido y si bien al principio hubo un pequeño bache, después el recorrido estuvo normal. 

Hasta más o menos las dos de la tarde, en algunos lugares las graderías estaban vacías, mientras la gente llegaba poco a poco tras cumplir su jornada laboral continua dispuesta por el Ministerio del Trabajo.

 

TRÁFICO VEHICULAR

El flujo vehicular por la avenida Blanco Galindo durante la mañana y la tarde estuvo bastante transitado, pero sin trancaderas. Solo en el kilómetro 12 habían unas tres cuadras de congestionamiento, ya que la Dirección de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial dispuso en este sector un desvío para facilitar el paso de los visitantes.

Como todos los años, el comercio ambulante se asentó en todas las avenidas, calles y pasos de la ciudad de Quillacollo y los visitantes podían encontrar comida, ropa, zapatos, sombreros, lentes y un sin fin de productos.

Incluso los comerciantes que llegaron del interior del país establecieron sus carpas en las áreas verdes del paseo de El Prado de Quillacollo, donde pernoctan desde el martes en la noche hasta el día del Calvario y cerca de sus puestos de venta.

 

RESGUARDO POLICIAL

En lo que hace a la seguridad, vale destacar la organización de los más de 8.000 uniformados destinados a controlar los tres días de la fiesta.

Ayer, por ejemplo, en los sectores más concurridos, como la plaza 15 de Agosto, la plaza Bolívar, la calle Soruco y Cochabamba, y en la avenida Blanco Galindo y Suárez Miranda, los uniformados hicieron gala de una organización que permitió la comodidad, tanto del público como de los bailarines.

Fe y entusiasmo se imponen en la Entrada Folklórica

Fe y entusiasmo se imponen en la Entrada Folklórica

 

En Portada

  • 16 problemas de vialidad siguen sin solución
    16 problemas de vialidad siguen sin solución
    Al menos 16 problemas de vialidad no fueron resueltos en los últimos cinco años por las autoridades que estuvieron y están al frente de la administración de la Alcaldía de Cochabamba, lo cual ha agravado el congestionamiento vehicular, principalmente en el centro de la ciudad. A esa conclusión...
  • Eva Copa: “Salvatierra negoció su renuncia”
    Eva Copa: “Salvatierra negoció su renuncia”
    La Paz La presidenta de la Cámara de Senadores, Eva Copa, reveló que su antecesora Adriana Salvatierra contó en una reunión de la bancada del Movimiento Al Socialismo (MAS) que decidió renunciar a la presidencia del Senado para evitar la reactivación del proceso judicial contra su padre, Hugo...
  • Despechado apuñala a su ex porque lo dejó
    Despechado apuñala a su ex porque lo dejó
    Un sujeto apuñaló a su expareja en el cuello dentro de un taxi por el solo hecho de que ella le cobró una deuda de 200 bolivianos. Después del brutal ataque, el agresor se dio a la fuga. El conductor del taxi donde ocurrió el cobarde ataque, al ver a la mujer malherida la trasladó al hospital y...
  • Ley de garantías logra consenso
    Ley de garantías logra consenso
    La Paz Las bancadas del Movimiento Al Socialismo (MAS), Unidad Demócrata (UD) y el Partido Demócrata Cristiano (PDC), eliminaron tres artículos de la Ley de Garantías y modificaron dos. Entre los anulados está la autorización de salvoconductos para aquellos que hayan cometido delitos de orden...
  • Mecanógrafos sobreviven pese al avance tecnológico
    Mecanógrafos sobreviven pese al avance tecnológico
    Aunque caducas, unas cuantas máquinas de escribir siguen vigentes en el pasaje José Alonso de Ibáñez, detrás de la Catedral Metropolitana de Cochabamba donde se ubican unas 20 personas conocidas como “escribanos” que todavía usan las antiguas máquinas  para hacer cartas o llenar documentos para...